¿Puedo deducirme gastos de reforma de mi segunda vivienda?

Escrito por

Si acaba de comprar una segunda vivienda y quiere hacer reformas, quizás tenga la duda de si va a poder deducir eso en la declaración de la renta. La respuesta corta es “no”. La respuesta larga es “sí, pero”.

En un principio, solo se puede deducir los gastos de mantenimiento y conservación en la declaración de la renta si la segunda vivienda se encuentra arrendada, según una noticia de El Confidencial. La última reforma legal amplió los supuestos que permiten deducir en el IRPF parte de lo invertido en la rehabilitación o reforma de la vivienda habitual.

El real decreto por el cual se reguló esto decía que se podían deducir las reformas “que tengan por objeto la mejora de la eficiencia energética, la higiene, salud y protección del medio ambiente, la utilización de energías renovables, la seguridad y la estanqueidad y, en particular, la sustitución de las instalaciones de electricidad, agua, gas u otros suministros, o favorezcan la accesibilidad al edificio o las viviendas, en los términos previstos en el Real Decreto 2066/2008, de 12 de diciembre, por el que se regula el Plan Estatal de Vivienda y Rehabilitación 2009-2012, así como por las obras de instalación de infraestructuras de telecomunicación realizadas durante dicho periodo que permitan el acceso a internet y a servicios de televisión digital en la vivienda habitual del contribuyente”.

No se incluían en la deducción las obras que tuvieran un objeto diferente, o las que se dieran lugar en plazas de garaje, jardines, parque, piscinas u otros espacios similares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 − 16 =